invisible
Bienvenidos   
Dónde estamos   
Nuestro cometido   
Control del embarazo 
Ecografía 3D y 4D 
Monitorización  
Diagnóstico prenatal 
Chequeos ginecológicos 
Patología mamaria  
Enfermedades de transmisión sexual 
Menopausia 
Cirugía 
Control de natalidad 
Esterilidad 
Centros de Trabajo   
Curriculum   
Galería de imagenes 3D   
Videos 4D   
Solicitud consulta   
Preguntas frecuentes   
Noticias   

    Inicio >> Nuestro cometido >> Patología mamaria

Especialistas en Patología Mamaria en La Coruña

Prevención de los tumores mamarios


El cáncer de mama es un problema de salud importante. En nuestro país es el tumor más frecuente en las mujeres, con una incidencia, numero de casos diagnosticados por año, en aumento de un 2-3% anual.

Es también una importante causa de mortalidad femenina. Desde los años 90 la mortalidad por cáncer de mama está descendiendo debido al diagnóstico precoz por programas de cribado y a los avances terapéuticos.

La supervivencia global en Europa ha aumentado en los últimos años.
 

¿Cómo prevenir el cáncer de mama?

Existen dos tipos de prevención: la prevención primaria y la secundaria

 

La prevención primaria

se realiza cuando se adopta un comportamiento o se toma alguna sustancia para evitar el inicio o desarrollo de la enfermedad. No fumar por ejemplo es prevención primaria de algunos tipos de tumores.
 

La prevención secundaria

consiste en un diagnóstico precoz. En el caso de tumor de mama la prevención es por el momento sólo secundaria. Existen en fase estudio fármacos para la prevención primaria.
 

El diagnóstico precoz es hoy el arma más eficaz contra esta enfermedad

La historia natural del cáncer de mama favorece la posibilidad de detección precoz. Es posible detectar la enfermedad en sus estadíos más iniciales. La detección precoz se realiza con una mamografía. En la mamografía se pueden identificar la enfermedad antes de que sea sintomática. El síntoma más frecuente del cáncer de mama es la palpación de un nódulo mamario. La mamografía consigue detectar la enfermedad antes de que sea palpable. Gracias a un diagnóstico precoz y a los tratamientos cada vez más eficaces la posibilidad de curación está aumentando.En los estadíos iniciales hablamos de una curación en torno al 97%.

Descubrir un tumor cuando está en fase inicial, de pequeñas dimensiones y cuando todavía no es palpable, significa tener una posibilidad de curación altísima, con cirugía menos invasiva y tratamientos sistémicos menos agresivos.

Además de la mamografía el examen clínico se complementa con ecografía. La ecografía diferencia muy bien la glándula mamaria de estructuras como quistes o nódulos benignos y malignos.

La mamografía se aconseja a partir de los 40 años, sino existen factores de riesgo o familiares importantes. En las pacientes menores de 40 años asintomáticas la visita consiste normalmente en una ecografía mamaria y un examen clínico.

La autopalpación se aconseja en todas las mujeres a partir de los 25 años de edad. Es importante que las mujeres conozcan las características de su mama para así poder observar la presencia de anomalías y consultar a su senólogo.

Las investigaciones han demostrado que existen varios factores de riesgo que pueden aumentar las posibilidades de contraer cáncer de mama.
 

Factores de riesgo

Algunos factores que aumentan el riesgo de cáncer de mama son:
  • Primera menstruación a edad muy temprana (menarquia)
  • Menopausia tardía
  • Tener el primer hijo a edad avanzada
  • No haber dado a luz
  • No haber amamantado
  • Tener antecedentes personales de cáncer de mama o de otras enfermedades mamarias no cancerosas.( este punto se desarrollará a parte, lesiones mamarias que aumentan el riesgo)
  • Tener antecedentes familiares de cáncer de mama (capítulo a parte)
  • Haber recibido algún tipo de radioterapia en el pecho o la mama
  • Tener sobrepeso (aumenta el riesgo de cáncer de mama después de la menopausia)
  • Uso prolongado de la terapia de reemplazo hormonal (combinación de estrógeno y progesterona)
  • Alteraciones de los genes vinculados al cáncer de mama, los genes BRCA1 o BRCA2
  • Consumir bebidas alcohólicas
  • No hacer ejercicio regularmente
  • Fumar

Estos factores de riesgo no explican la mayoría de los casos de cáncer de mama. Aproximadamente el 70% de los tumores malignos se observan en mujeres que no presentan factores de riesgo específicos.

En cuanto al cáncer de mama hereditario, entre un 5-10% de los tumores de mama tienen un componente genético. Es necesario una consulta para evaluar el riesgo genético y la indicación del test genético.

Por ello es importante que las mujeres sean informadas de la necesidad de un diagnóstico precoz y decidan realizar controles periódicos adecuados a su edad.
Ir al inicio
Buscador | Mapa web | Política de privacidad
Clínica Ginecológica Dr. Ríos Torre CIF.33207777D - - Avenida de Finisterre, 2 - 15004 La Coruña (ESPAÑA) - Google +
Produce Productos web, s.l. - Posicionamiento en buscadores